20 DE ENERO DE 2018 |

Tendencias, CEOP y D’Alessio Irol/Berensztein coinciden: en diciembre bajó notablemente la imagen positiva del Gobierno y de sus principales figuras. Ese cambio coincide con el lanzamiento de su "reformismo permanente".

Por Enrique de la Calle

Tres consultoras de diferentes palos, Tendencias, CEOP y D’Alessio Irol/Berensztein, arrojaron resultados parecidos en torno al actual humor social sobre el gobierno de Mauricio Macri. Las tres realizaron encuestas en diciembre, a días de aprobarse la reforma previsional y mientras el Ejecutivo insiste con cambios en materia laboral y profundiza el tarifazo en los servicios públicos (gas, luz y transporte). En el medio, creció un 7% el dólar y el oficialismo debió "recalibrar" la meta de inflación. El peor mes de Cambiemos en el año.

Con diferencias en los porcentajes, las encuestas coinciden en todos los ítems: crecimiento de la desaprobación del Gobierno, baja de la imagen positiva de sus principales dirigentes (¡incluida María Eugenia Vidal!), pesimismo sobre el futuro próximo del país, rechazo a las reformas previsional y laboral. Rápida de reflejos, la gobernadora de Buenos Aires salió a mostrar su "costado humano" en fotos "casuales".

Además, las consultoras se ponen de acuerdo en otro aspecto: todos los indicadores empeoraron notablemente en los meses de noviembre y diciembre. Justo después de que Macri lanzó su "reformismo permanente", que sectores de la oposición interpretaron como "ajuste permanente". Más allá del debate, el paquete de medidas oficial incluyó el recorte a los jubilados, pensionados y beneficiarios de la AUH, el pacto fiscal con las provincias, una modesta reforma fiscal pro-patronal, y un ajuste sobre la plantilla de trabajadores del Estado (en diciembre fueron echados casi 2000 empleados públicos en Nación, PBA y municipios bonaerenses). 

En enero, con subas de los servicios e inflación (proyectado un 5% en diciembre y enero), seguramente el malestar se extenderá y habrá qué ver dónde encuentra techo (la imagen positiva del presidente está en torno al 40%). Así las cosas, el macrismo encara un importante desafío que golpea en el punto exacto donde el Gobierno suele moverse: entre el ajuste que cree necesario hacer y el que la sociedad tolera. Cambiemos sabe que ese margen es estrecho. De hecho, los actuales niveles de desaprobación se asimilan a los de medidados de 2016, cuando el Ejecutivo encaró sus políticas de "sinceramiento", que incluyeron tarifazos y paritarias por debajo de la inflación. La película es conocida: en 2017 volvió el "gradualismo" y el oficialismo se impuso en las elecciones de medio término.  

Igualmente, todo parece indicar que este año ese "gradualismo" perderá moderación. Cambiemos preferirá ceder capital político en 2018 para tener nuevamente margen en 2019, año electoral. Por supuesto, el Gobierno sabe que no domina, tal vez, la principal de las variables en la que se basa hoy su programa económico: la deuda externa. ¿Qué puede pasar si, como describió Carlos Melconian hace meses, el mundo "estornuda"? Si hace cuatro meses casi todos los analistas políticos daban por hecha la reelección de Macri, hoy dan cuentan de algunas luces amarillas. En Argentina, es sabido, nunca está dicha la última palabra. (APU)

Macri juega a la Ruleta Rusa

Macri: "Hay que dejar de endeudar el país" - Télam - No se entiende. La sociedad observa con preocupación el doble discurso. Mientras el Presidente sale a decir una cosa, la acción de su Gobieno dice otra muy distinta.

El País de España le recordó al presidente Mauricio Macri, que su gestión aumentó la deuda un 35%. Argentina llevó su deuda externa a U$S 342.000 millones, un 35% más que cuando asumió el líder de la Alianza Cambiemos. Artículo del diario El País, de España.

Mientras el presidente Macri pide "no endeudar a nuestros hijos", un decreto autorizó al oficialismo a emitir deuda en el exterior por 15 mil millones de dólares. En dos años, Cambiemos se endeudó afuera por casi 50 mil millones. Récord en el mundo.

MINISTERIO DE FINANZAS

Decreto 2/2018

Ampliación y modificación. Decreto N° 29/2017.

Ciudad de Buenos Aires, 03/01/2018

VISTO el Expediente N° EX-2016-04124323-APN-DMEYN#MH, la Ley N° 11.672 Complementaria Permanente de Presupuesto (t.o. 2014), la Ley de Administración Financiera y de los Sistemas de Control del Sector Público Nacional N° 24.156 y sus modificaciones.

EL PRESIDENTE DE LA NACIÓN ARGENTINA

DECRETA:

ARTÍCULO 1°.- Amplíase en VALOR NOMINAL DÓLARES ESTADOUNIDENSES QUINCE MIL MILLONES (V.N. U$S 15.000.000.000) o su equivalente en otra moneda, el monto dispuesto en el artículo 1° del Decreto N° 29 del 11 de enero de 2017, quedando facultado el Órgano Responsable de la Coordinación de los Sistemas de Administración Financiera del Sector Público Nacional a los efectos de su ejecución.

Esta semana, el presidente Mauricio Macri volvió a insistir con que "no podemos endeudar a nuestros hijos y nietos". Mientras, una resolución del boletín oficial dispuso la ampliación de un permiso para emitir 15 mil millones de dólares de bonos con jurisdicción en Estados Unidos e Inglaterra.

Según señalaron medios oficialistas, desde el ministario de Finanzas que conduce Luis Caputo, aseguraron que “se trata de una autorización que se otorga todos los años, que no es de endeudamiento (porque eso está en el Presupuesto) sino que es una herramienta que da flexibilidad a Finanzas para elegir la jurisdicción que más convenga según el momento del mercado”.

Siempre de acuerdo con esos medios, esa cifra sería el tope de endeudamiento para este año. ¿Cumplirá el Gobierno con esa meta?

Desde 2016, la Alianza Cambiemos había establecido un tope de 20 mil millones de dólares para emitir deuda en el exterior. Luego lo amplió a 12.500 y ahora a 15 mil millones. En total, se acerca a los 50 mil millones. Es el país no desarrollado del planeta que más deuda tomó en sólo dos años. En términos nacionales es un récord: ni la dictadura ni el menemismo se endeudaron tanto en tan poco tiempo.

Así lo detalló una investigación periodística del diario cooperativo Tiempo Argentino. En los últimos dos años la multinacional francesa despidió a 800 personas.

La empresa multinacional francesa Carrefour se encontraría preparando un plan de ajuste que incluye una eliminación masiva de fuentes laborales en distintos hipermercados en todo el país. Según indicó el diario Tiempo Argentino la ola de despidos alcanzaría a 3 mil personas.

De esta manera, la reducción del personal de la filial argentina de Carrefour implicaría el 15 % de su planta. En esta misma línea, la investigación periodística recuerda que la empresa de hipermercados y supermercados ya había despedido en los últimos dos años a 800 personas. 

Asimismo, el nuevo ajuste se profundizaría con el cierre de 10 o 12 hipermercados. La intención de la compañía sería también transformar 16 hipermercados en mayoristas. En este contexto la denuncia periodistica explica que la reducción de personal se fundamenta por la caída en ventas de la empresa. El consumo interno viene en bajada desde diciembre de 2015: en 2017 remontó un poco, pero por debajo de los niveles anteriores a la llegada de Cambiemos a Casa Rosada.

"Las cifras del Indec grafican un 2016 lapidario, con una caída en la facturación interanual que llegó a estar varios meses 15 puntos por debajo de la inflación. Este año, hubo una recuperación, pero casi nunca pudo vencer a la inflación", detalló el articulo del medio cooperativo.

Por otro lado, una trabajadora reveló la presencia de precarización laboral en la empresa. "Son cinco empleados por cada local, que realizan las tareas de diez personas. Sos cajero, repositor y hasta encargado. Es difícil sindicalizarse porque no hay cantidad suficiente de empleados por local para tener delegados. Entonces, tienen vía libre para precarizar”, denunció.

Tras dos años en los que el gobierno observó, con indiferencia, la destrucción de 2.500 despidos en el gremio de prensa, ahora se convierte en el protagonista por excelencia de ese dramático proceso: anunció, a modo de “primera etapa” en la “optimizacion” de los medios públicos, las jubilaciones anticipadas de 550 trabajadores de la TV Pública, Télam y Radio Nacional, que serán seguidas por una etapa casi en simultáneo de retiros voluntarios.

Desde el Sindicato de Prensa de Buenos Aires -y sus comisiones internas en los tres medios públicos- rechazamos de plano ese modelo. Porque en los medios públicos no sobra nadie. No sobra, al menos, ningún trabajador. Y, en consecuencia, nos declaramos en asamblea permanente, estado de alerta y movilización para defender la integridad de la Tv Pública, Télam y Radio Nacional, los históricos medios que constituyen la espina dorsal de la comunicación pública.

El ministerio a cargo de Hernán Lombardi anunció jubilaciones anticipadas para 400 trabajadores de RTA (Canal 7 y Radio Nacional) y 140 de Telam. Es apenas la insinuación de un proyecto que prepara “retiros voluntarios” y el desguace del área publicitaria de Telam como golpe drástico a la estructura de los medios en manos del Estado.

Los trabajadores y trabajadoras de la TV Pública, Telam y Radio Nacional creemos en medios públicos plurales, abiertos, fuertes, decisivos en la defensa de la libertad de expresión a través de agendas complementarias a las de las empresas privadas y el reflejo de la voz de minorías sociales y políticas. Nada de eso es posible con medios exiguos, redacciones ajustadas y periodistas amenazados por la pérdida de su fuente de trabajo.

La innovación tecnológica nos obliga a ser más dinámicos y competitivos. Eso no se logra con menos sino con más trabajadores, con mejores condiciones técnicas y profesionales tal como venimos planteando desde el SiPreBA.

El gobierno defiende otro modelo. Enuncia palabras políticamente correctas mientras avanza con un ajuste sin ningún criterio profesional.

Los trabajadores no asistiremos indiferentes, como los funcionarios en estos dos años, a ese proceso de destrucción.

Nos declaramos en estado de alerta y Asamblea permanente y recurriremos a todas las herramientas -políticas, legales, sindicales- para evitar ese proceso.

Los trabajadores podemos afirmar -y someter a cualquier examen- que en los medios públicos no sobra un solo trabajador y que ante cada gestión fuimos los garantes de su carácter plural y democrático, un elemento imprescindible para el buen funcionamiento de nuestra democracia.

En defensa de TODOS los puestos de trabajo en los medios públicos

Comisiones Internas de la TV Pública - Telam - Radio Nacional
SIPREBA

Página 1 de 6

SEGUINOS. CONECTATE

Para comunicarte con GENTE-BA:

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

facebook.com/periodicogenteba

@genteba

Fotogaleria