26 DE MAYO DE 2017 |
Política

El ministro de Justicia y Derechos Humanos afirmó que la posición del Gobierno respecto al tema es que "hay una situación en la franja de los 15 años" que "debe ser abordada abordada por la ley, pero en base a consensos con Unicef y todo el arco político".

El ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano, aseguró este miércoles que la posición del Gobierno es asumir que existe “una situación en la franja de 15 años” relacionada con el delito y que es necesaria una nueva ley que aborde el régimen penal juvenil porque la que rige es “paternalista” y de la dictadura, pero advirtió que esa ley debe ser abordada en base a “consensos” con Unicef y con todo el arco político, y debe ser tratada en el Congreso después de las elecciones.

“Hoy la posición del Gobierno es que hay una situación en esa franja de 15 años que debe ser abordada por la ley, pero en base a consensos con Unicef y todo el arco político”, dijo el titular de la cartera de Justicia en diálogo con radio Nacional.

Agregó que la idea es comenzar “una discusión seria” durante el 2017, pero que el tratamiento legislativo “se dé recién en 2018, lejos de las elecciones” legislativas.

En cuanto a que el proyecto de ley considere una baja en la edad de imputabilidad de menores, Garavano reconoció que “la gente de Unicef no coincide” con la necesidad de tomar esa medida, y señaló que respetaban esa opinión, que también “estará sobre la mesa de discusión” de la ley.

Según dijo, ya están trabajando con Unicef, así como con jueces y expertos respecto al abordaje de un nuevo régimen penal juvenil, y recordó que la ley que está en vigencia fue promulgada durante los años de la dictadura y que es “básicamente paternalista”.

El ministro asumió que si bien cuando se habla del delito que cometen los menores el foco se pone en la edad, existe un problema que es necesario abordar y que tiene que ver con la “reinserción escolar y laboral”.

Reconoció también que “el salto mayor” en el delito “se da en la franja de los 15, más que de los 14”, con lo que abrió el debate respecto de si la edad de imputabilidad debería ser a partir de los 14 o de los 15.

Asimismo, Garavano asumió que la responsabilidad del Estado es “dar respuestas tempranas” ya que “el ingreso al delito de un joven se da en forma lenta”.

“El joven no es que ingresa y mata a alguien, sino que se va dando un proceso de degradación y, al mismo tiempo, de abandono por parte de la familia, el Estado y la sociedad”, puntualizó.

Por eso, el ministro planteó un “rol activo del Estado” para que el joven “no entre en este círculo vicioso”, y llamó la atención respecto a que los jóvenes que cometen delitos además de victimarios son “víctimas”.

La edad en la que se concentran la mayoría de los delitos, dijo, es entre los 14 y 15 años y los 28, y, agregó, “tiene que ver también con el consumo de drogas”.

“Es necesario que el Estado ponga mayor cantidad de recursos en las etapas iniciales, es decir en la prevención”, y en este marco recordó que cuando trabajó en juzgados de menores recibió la visita de un juez de menores de California, Estados Unidos, al que le llamó la atención que estos juzgados de menores “estén siempre en el sótano o en la terraza” de los tribunales.

Según dijo, este lugar que ocupan físicamente también da cuenta de que “falta que sea una prioridad”.

Por eso, se comprometió a darle al tema un “abordaje integral”, para que los recursos que se destinen sean “útiles e inteligentes”, y vayan también a la prevención.


Claudia Neira, Directora del Banco Ciudad y ex legisladora se refirió a la quita del 5% del IVA en las transacciones con trarjeta de débito, adoptadas por el flamante Ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne.

"El Gobierno improvisa y se contradice", aseguró Claudia Neira, "Por un lado promueve un blanqueo millonario, al tiempo que contribuye, con esta medida, a promover la informalidad en las transacciones comerciales y financieras".

"Este incentivo era una herramienta eficaz para alentar el consumo y promover la bancarización. De esta manera, el ahorro de $ 7.500 millones trae como contrapartida caída de las transacciones comerciales y mayor nivel de informalidad económica, que agravan el contexto de estancamiento y recesión." agregó la dirigente del Nuevo Espacio de Participación.

Por otra parte, la directora del Banco Ciudad puntualizó: "Dujovne ha señalado que la quita del IVA se dio en un contexto de baja "bancarización", sin embargo hace falta aclarar que el país continúa teniendo niveles muy bajos en este tema: Según el informe del Banco Mundial, 50% de la población adulta en Argentina tiene una cuenta bancaria (y cae a 44% si tomamos los ingresos más bajos) y sólo 25,4% hizo algún pago con tarjeta de débito en el último año. Comparativamente, Brasil (68%) o Chile (63%) se encuentran con un perfil mucho más alto en esta cuestión. Esta quita en el IVA representaba un estímulo al consumo y al crecimiento de la bancarización, una política monetaria que lleva adelante Struszenegger desde el Banco Central", recordó Neira.

"El equipo de Macri equivoca el rumbo con una política de ajuste fiscal que sigue poniendo obstáculos al desarrollo industrial y productivo del país, motor del consumo y el trabajo. En ese camino, la promoción de las importaciones como política antiinflacionaria es otro plan que ha fracasado en el pasado. Mientras tanto observamos cómo la industria textil en noviembre volvió a caer un 27%. Entre otras razones debido a la lluvia importadora que arrasa con la producción local.

Finalmente, Neira concluyó, "Es difìcil conocer cuál es el proyecto económico del gobierno nacional que anda sin plan ni rumbo para el difìcil momento que atravesamos".

La diputada nacional de la Coalición Cívica-ARI y cofundadora de Cambiemos, Elisa Carrió, aseguró que mantiene “una relación excelente” con el gobierno nacional y advirtió que no es su deseo verse involucrada “en ninguna disputa interna”.

“Mantengo una relación excelente con todo el gobierno, y no deseo verme involucrada en ninguna disputa interna”, dijo la diputada, socia del partido gobernante Cambiemos, en un comunicado que divulgó este lunes su partido.

Carrió fue más enfática y dijo: ”Desmiento en forma categórica cualquier desinteligencia con Mauricio Macri y el gobierno, y festejo las primeras Navidades y Año Nuevo con luz eléctrica de la última década”.

La diputada, presidenta de su bloque en la Cámara baja, no negó la existencia de discusiones con funcionarios del gobierno nacional, pero dejó claro que se dan en el marco de un gobierno de coalición.

“Por supuesto que tenemos discusiones con funcionarios del gobierno nacional, pero todos los debates se dan en el marco de un gobierno de coalición, de la confianza política y el afecto personal”, subrayó.

Carrió señaló también que no tenía deseos personales ni ambiciones de un cargo dentro del gobierno, sino que siempre estaba a disposición para ocupar el cargo en el que mayor utilidad tuviera para la construcción de la república.

“No tengo apetencias personales, ni ambiciones de cargo alguno, mi disposición es estar en donde mejor le sirva a la construcción de la República y a Cambiemos”, consignó Carrió.

Las palabras de Carrió llegan tras la publicación de una columna en el diario La Nación en la que se asegura que “durante los últimos días de diciembre, Cambiemos fue sacudido por una crisis delicada” debido a la "tensión" entre Macri y Carrió.

“Durante los últimos días de diciembre, Cambiemos fue sacudido por una crisis delicada. Mauricio Macri y Elisa Carrió ponen lo mejor de sí para disimular la irremediable tensión que hay en su vínculo. Pero esta vez quedaron al borde del conflicto. El motivo es recurrente: Ricardo Lorenzetti “, dice el artículo firmado por Carlos Pagni.

La semana pasada, durante entrevistas que concedió a distintas radios, el presidente Macri fue consultado por las denuncias de Carrió contra Lorenzetti, y había dejado claro que todas ellas eran “a título personal” de la diputada y que no tenían relación con el Gobierno.

“Todas las denuncias de Carrió contra el presidente de la Corte (Ricardo Lorenzetti) son a título personal. Ella tiene una larga historia de hacer denuncia y seguirá en los Tribunales. No es el Gobierno ni Cambiemos los que tienen como política denunciar sistemáticamente a la Corte”.

También había dicho que con Carrió tenían una “relación de afecto mutuo”, pero “pensamientos distintos”.

La semana pasada, Carrió amplió su denuncia contra Lorenzetti, involucrándolo con una cooperativa que manejaría -según la legisladora-  dinero negro con cheques de la AFA.

El ministro de Interior aseguró que en el 2017 habrá “una reducción sustancial de la pobreza en Argentina”, y confió en que en el futuro “el país no necesitará” aplicar las recetas del FMI para obtener financiamiento.

El ministro de Interior, Rogelio Frigerio, aseguró que en el 2017 habrá “una reducción sustancial de la pobreza en Argentina”, y aseguró que en el futuro “el país no necesitará” aplicar las recetas del Fondo Monetario Internacional (FMI) para obtener financiamiento.

“Esta claro que en el segundo semestre la inflación está a la baja y eso atraerá la inversión. Ese es el camino que debemos seguir para que la economía crezca. Estoy seguro de que en 2017 la pobreza se reducirá de forma sustancial”, estimó Frigerio en declaraciones a la señal televisiva C5N.

El titular de la cartera política del Gobierno nacional estimó que es “muy difícil” precisar si bajo la gestión de Mauricio Macri se incrementó la pobreza, y señaló que las mediciones que hizo la UCA sobre la cuestión “no tuvieron en cuenta las paritarias”.

“Lo que hicimos fue sincerar los números. Es muy difícil decir con certeza si se generaron un millón y medio de pobres, las mediciones de la UCA fueron trimestrales y no tuvieron en cuenta las paritarias”, apuntó.

En relación a la salida de Alfonso Prat Gay como ministro de Hacienda y Finanzas, el funcionario aseguró que se trató de “una decisión tomada por el presidente” Macri.

“Prat Gay tenía diferencias con algunos funcionarios y el aclaró cuáles eran. La decisión de su salida la tomó el presidente. Durante 50 años tuvimos ministros de Economía muy fuertes y no nos fue bien. Por eso creemos que las decisiones en esta área las tiene que tomar un gabinete”, sostuvo Frigerio.

El ministro negó que la intención del Ejecutivo pase por volver a aplicar las recetas del Fondo Monetario Internacional (FMI) durante la próxima gestión de Nicolás Dujovne como titular de la cartera de Hacienda, al tiempo que observó que el organismo de crédito “es un buen auditor, pero un mal prestamista”.

“No vamos a recurrir a las recetas del FMI. El organismo es un buen auditor pero no es bueno como prestamista. Estimamos que con disciplina fiscal podemos conseguir otras fuentes de financiamiento para el país”, garantizó Frigerio.

Por último, el ministro respaldó el veto presidencial a la ley que ordenaba al Estado llevar a cabo una expropiación en favor de la cooperativa de trabajadores que administra el Hotel Bauen, al considerar que se “debía hacer un gasto que no podía costear”.

“En el veto de la ley de trombofilia había una cuestión científica. Se presentaron análisis que indicaban algo que no era lo que se quería demostrar. Y en el caso del Bauen, consideramos que el Estado no podía hacer un gasto de fondos como el que se nos pedía”, enfatizó.

Fuente: Télam

SEGUINOS. CONECTATE

Para comunicarte con GENTE-BA:

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

facebook.com/periodicogenteba

@genteba

Fotogaleria

Could not open a directory stream for /var/www/clients/client207/web310/web/images/stories/show/