27 DE JUNIO DE 2017 |
Política

La diputada del GEN afirmó que su mandato como diputada termina el año que viene "y no voy a serlo nuevamente" ya que dijo que "son muchos años".

La diputada del GEN Margarita Stolbizer dijo este miércoles que "es un disparate" la posibilidad de que obtenga una candidatura de la mano de Sergio Massa, del Frente Renovador (FR), de la de la gobernadora de la Provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, para Cambiemos, o desde el progresismo.

"Es un disparate total porque con nadie yo he hablado sobre candidaturas. No he hablado ni con Sergio Massa, ni con María Eugenia Vidal, ni con los progresistas. Yo voy a terminar mi mandato como diputada el año que viene, y no voy a ser diputada nuevamente; son muchos años. Además, el estatuto de mi partido impide que tenga más de una reelección", aseguró Margarita Stolbizer en radio Vorterix.

En este marco, la legisladora fundamentó los encuentros con Massa en el hecho de que tienen "un lugar en común", que consiste -indicó- en la necesidad de "fortalecer un espacio intermedio entre Cambiemos" pero manifestó que "no" fuerzan "al Gobierno".

"Tampoco somos La Cámpora tirándole piedras; nos diferenciamos y armamos una propuesta distinta", afirmó Stolbizer.

"El año que viene veremos lo electoral", agregó y consideró que "todo lo que está pasando escandaliza más a la sociedad, por lo que no es bueno que adelantemos los tiempos electorales".

Stolbizer calificó como "un cachetazo electoral" los resultados del año pasado, y sostuvo que su espacio político "se encuentra en un proceso de deliberación" después de que "la gente eligió entre (Mauricio) Macri y (Daniel) Scioli, y la opción progresista prácticamente desapareció", en el marco de las presidenciales.

No obstante, reinvidicó al progresismo al afirmar que se trata de "una identidad" en la que cree "más allá del resultado electoral".

Fuente: Télam

El kirchnerismo busca evitar un nuevo traspié en nombre de la ley antidespidos y por eso ahora explora la posibilidad de alcanzar un acuerdo con el massismo para votar en la sesión ordinaria del miércoles de Diputados la emergencia ocupacional.

Como sea, la diputada nacional Juliana Di Tullio (Frente para la Victoria) admitió ayer que el espacio liderado por Sergio Massa puso al kirchnerismo "en una encerrona compleja", visto el fracaso que coronó el intento de los legisladores de esa fuerza para que la iniciativa fuera votada el jueves pasado en una sesión especial.

La legisladora evitó decir si su bancada estaría con disposición de votar el dictamen de Massa, que propone agregar un capítulo de beneficios fiscales para las pymes: "No lo sé, yo estoy diciendo que hay conversaciones. No es momento de definiciones, es momento de más diálogo", enfatizó Di Tullo.

También el macrismo aspira a una "buena negociación" con la gente del Frente Renovador para que no se convierta en ley el proyecto que consiguió la media sanción del Senado, que básicamente establece un período de 180 días de emergencia ocupacional y la doble indemnización.

Los hombres del Presidente consideran que compatibilizar una ley con el bloque massista sería un "mal menor", aún en el supuesto de tener que aceptar un acuerdo sobre la base de la doble indemnización (en este caso sería exclusiva para las grandes empresas) y de una cantidad de beneficios para las pequeñas y medianas empresas.

Según Di Tullio, el proyecto de ley antidespidos "está en un embudo" y advirtió que de aprobarse el dictamen del massismo "no podría haber doble indemnización en las pymes con menos de 200 empleados".

"Esto es tratar a los trabajadores de primera o de segunda", se quejó.

Fuente: Télam

El diputado nacional del Frente Renovador admitió sentirse de esa manera por tener diferencias "sustanciales" con la decisión del referente de ese espacio, Sergio Massa, de modificar el dictamen de emergencia ocupacional enviado por el Senado y advirtió sobre la necesidad de "priorizar el compromiso con la sociedad de defender el empleo".

El diputado nacional Héctor Daer (Frente Renovador) admitió este viernes sentirse en una "situación política muy incómoda" por tener diferencias "sustanciales" con la decisión del referente de ese espacio, Sergio Massa, de modificar el dictamen de emergencia ocupacional enviado por el Senado y advirtió sobre la necesidad de "priorizar el compromiso con la sociedad de defender el empleo".

El secretario general de la Asociación de Trabajadores de la Sanidad de Argentina (ATSA) advirtió además que para que el miércoles próximo se sancione la ley debe tratarse "el mismo proyecto que vino del Senado" y que el jueves no fue tratado por falta de quorum.

"El miércoles se tratará primero el dictamen del Senado. Si el Frente Renovador decide votar con el PRO es para votar en contra y se cae el dictamen; el segundo dictamen es el que plantea Cambiemos, que no tiene mayoría y el que menos votos tiene es el del Frente Renovador, de manera que estaríamos en una encrucijada de que no haya ley", explicó el legislador.

Por otro lado, Daer evitó individualizar a los "responsables de que no haya ley" y cuestionó a "gobernadores" que el jueves "digitaron y direccionaron a algunos diputados para que no bajen al recinto" a dar quorum.

Además, cuestionó las iniciativas en torno a la creación de empleo al señalar que "la solución no es crear empleados que salgan más económicos que los actuales, sino generar consumo para que el empleador tome más personal, porque de lo contrario lo único que hacemos es copiar las recetas de Cavallo (Domingo, ex ministro de Economía de Carlos Menem y la Alianza)".

"Cuando en empleo y en cuestiones sociales las decisiones las toman los economistas, cometen este error", lamentó Daer al señalar que "las condiciones de empleabilidad y desarrollo no tienen que ver con el valor del trabajo".

Fuente: Télam

El Frente Renovador de Sergio Massa no bajó al recinto y frustró los planes del resto de la oposición. La sesión especial pedida en la Cámara de Diputados por el jefe del bloque Justicialista, el sindicalista Oscar Romero, para sancionar la ley antidespidos, se cayó por falta de quórum.

Las intensas negociaciones desarrolladas desde este miércoles por el bloque Frente para la Victoria-PJ para conseguir reunir 129 voluntades para bajar a dar el quórum y permitir el inicio de la sesión fueron vanas y a escasos minutos de la hora determinada para la reunión, fuentes parlamentarias confirmaron que “los números no alcanzan”.

El FpV consideraba imprescindible contar con la presencia de los tres integrantes del bloque Compromiso Federal, y eso no pudo conseguirse. Otros diputados que no bajarían para prestar quórum son los seis santiagueños del Frente Cívico, con los que el kirchnerismo contaba en un primer momento, indicó Parlamentario.com.

Además de la presión del oficialismo a bloques provinciales para no dar quórum, este sector opositor sufrió la baja del Frente Renovador de Sergio Massa, quien decidió no plegarse a la jugada de sus colegas por la negativa a incorporar cambios al proyecto para beneficiar a las pequeñas y medianas empresas.

A pesar de este traspié, los bloques opositores adelantaron que insistirán la semana que viene con el pedido de las cinco centrales sindicales para prohibir los despidos y fijar la doble indemnización por 180 días.

Mientras tanto, la alianza oficialista logró dilatar por la menos una semana más la aprobación de la ley. Las negociaciones siguen abiertas.

Página 6 de 60

SEGUINOS. CONECTATE

Para comunicarte con GENTE-BA:

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

facebook.com/periodicogenteba

@genteba

Fotogaleria

Could not open a directory stream for /var/www/clients/client207/web310/web/images/stories/show/